“Funemployed”, un nuevo fenómeno… en EE.UU.

Leyendo el periódico de hoy, me he encontrado con un artículo que me ha chocado. Trataba de los “Funemployed”. La palabra viene de la unión de “fun” (diversión) y “unemployed” (parado), lo que viene a significar algo así como parado encantado del hecho de estar parado (se tiene más tiempo para ver la tele, hacer deporte, estar con los amigos…). A vivir del cuento, que son dos días…

El perfil típico del “funemployed” es el del joven, de entre veintitantos y treintaitantos años, soltero, sin grandes cargas económicas, que inicialmente vive de la indemnización que recibió cundo le echaron de su último trabajo, y por supuesto, del paro y de sus padres. Especialmente ésto último… Y que por supuesto, no acepta ningún trabajo que no le genere ingresos muy superiores a los que obtiene del subsidio de desempleo.

Parece ser que el fenómeno de los “funemployed” es algo nuevo en EE.UU., de hecho, allí siempre ha estado muy mal visto recurrir a la familia cuando se tienen problemas económicos. Pero ahora parece ser que proliferan los “funemployed” y están muy orgullosos de su situación. Además le pueden echar la culpa de todo a los tiburones de Wall Street…

En ABC se preguntan: ¿inmaduros o narcisistas? Según parece la sociología americana esta cambiando… El caso español es bien distinto: tenemos una larga y profunda tradición de “funemployed”, incluso en franjas de edad superiores. Muchos llegan a pensar que el estado tiene que hacerse cargo de su situación personal, pero eso sí, teniendo muy claro que lo de buscar trabajo es para otros… Lo cierto es que me parece bien cierto nivel de protección social, pero qué pasa cuando muchos se aprovechan descaradamente de ella…

¿Nos hacemos los españoles, en general, cargo de nuestra vida o esperamos que nos la solucionen otros? ¿Nos falta responsabilidad? ¿Tiene alguna relación el fenómeno de los “funemployed” con la falta de iniciativa emprendedora? ¿y con las desmedidas vocaciones funcionariales?

En definitiva: ¿Somos víctimas o protagonistas de nuestras vidas?

grlsonbench

About these ads

16 comentarios en ““Funemployed”, un nuevo fenómeno… en EE.UU.

  1. Buenos días Juan,

    Me gusta ver que has abierto la lata de los “funemployed”.Antes de hacer cualquier otro comentario me gustaría decir que la larga tradición de “funemployed” que tenemos en nuestro país puede venir en cierta medida del elevado desempleo que se cobra en comparación con otros países europeos.

    Recuerdo cuando vivía en Londres que un conocido se quedó en paro y su subsidio era tan sólo equivalente a 700 €, con un coste de vida bastante superior al español.

    En mi modesta opinión, salvo casos especiales, veo difícil que una persona pueda llegar a agotar hasta 2 años de paro sin encontra otro trabajo, siempre y cuando tenga voluntad para ello. No creo que sea por falta de responsabilidad, sino de cirta pillería typical spanish. Creo que todos conocemos por lo menos a alguien que haya abusado del subsidio, y cuando le preguntamos por qué no encuentra trabajo ha respondido lo que comentas: “no acepta ningún trabajo que no le genere ingresos muy superiores a los que obtiene del subsidio de desempleo”. De ahí lo comentado anteriormente sobre la elevada percepción por desempleo en España.

    Por supuesto, creo que está totalmente relacionado este fenómeno con la falta de iniciativa emprendedora y la funcionaritis que padecemos.

    No me quiero extender más.

    Post muy interesante y debatible, enhorabuena.

    Un saludo

  2. Referente a lo que indica Cabeza de Raton con:

    “Por supuesto, creo que está totalmente relacionado este fenómeno con la falta de iniciativa emprendedora y la funcionaritis que padecemos.”

    Yo creo que que la falta de iniciativa emprendedora, por mucho que nos animen a emprender un negocio, es la “inestabilidad” a largo plazo a la hora de crear un negocio, yo era empresario y la verdad, con tanto cambio de leyes, si haces un plan a varios años, te encuentras con que a los 3 o 4 años te han cambiado las leyes y la amortización de la inversion se te va al carajo. Te quedas sin inversion, sin negocio y asqueado

  3. Os recuerdo que la sobre-explotación es delito además de pecado! Seguramente encontráis ético que después de trabajar 200 horas al mes, el salario sea de 1000@ (me sale a 5€ x hora) y encima hay que exigir que vayamos contetos al tajo, motivados y hagamos un sobre-esfuerzo para ser competitivos! y, por supuesto, nada de ahorrar sino gastarlo todo y si hace falta tirar de visa para animar el consumo.

  4. Desde luego éste es un tema preocupante. Donde debe llegar la acción social y donde comienza la responsabilidad individual. Simplificando diría que, con el devenir de los tiempos, en éste país ha proliferado la idea de que el Estado es el despositario de la responsabilidad individual de supervivencia de cada ciudadano. En sí mismo, esto es una transgresión de los principios que nos hicieron evolucionar como especie. El hecho de que juntos seamos más fuertes, termina siendo aprovechado por un número creciente de inidividuos hasta debilitar la propia colectividad que les proteje (¿No hacen algo parecido los virus?).

    Lo duro de todo esto es que el modelo de “vive de tus padres, hasta que el estado se haga cargo de tí”, empieza a estar tan asumido, que pronto será uno de esos “memes” contra los que no habrá antídoto social. ¿Quién quiere la incertidumbre de ahí afuera con lo agustito que se está bajo el paragüas?.

    Para cuando el Estado quiebre, ya tenemos las tres grandes reglas del mundo de Hommer Simpson (estereotipo cada vez más acertado del hommo Actualis)

    1. ¡Yo no he sido!
    2. Esto ya estaba así cuando llegué.
    3. ¡Que gran idea!, jefe.

    En fin, un horror para la creatividad y el cambio.

    Que nadie se ofenda, pero con estómagos agradecidos y aborregamiento, no llegaremos muy lejos. Necesitamos incentivar la enorme capacidad que languidece en los cerebros de una buena parte de los ciudadanos, sin que esto suponga abandonar a quienes más ayuda necesitan.

    Espero que lleguemos a tiempo, y que la evolución nos pille confesados.

    Fran Romero
    Furza y Valor

  5. Fran, me motiva ver que mi Empresario durante años en que los beneficios subian dos dígitos pedía continencia salarial en aras de la competitividad, mientras no invertía en tecnología, formación, equipamientos, etc… y ahora que los beneficios son modestos, para mantener su mismo margen despide a sus trabajadores. Me motiva ver que grandes deportistas patrioteros tienen sus domicilios fiscales en Andorra o Luxemburgo. Me motiva ver que si estoy en paro y quiero emprender me la tengo que jugar a que si me sale mal me quedo sin colchón y peor que antes, después de haber invertido lo que no tengo, pagado un montón de impuestos y cumplir un montón de normativas (locales, autonómicas y estatales) antes de que llegue ningún retorno (ponemos seis meses?). Me motiva que vamos a pagar la fiesta los asalariados, que hemos perdido poder adquisitivo durante años mientras bancos, cajas e inmobiliarias, haciéndo ingenieria financiera se han cargado el sistema y aún nadie ha pisado la cárcel. Me motiva ver que la media de declaraciones de Irpf de los Empresarios so 9.000€ más baja que la de los asalariados. Y por último, lo que más me motiva es que cualquier empleo que encuentro (y rechazo) no ofrece más que igualar la prestación del paro. Prefiero rascarme la barriga y esperar a que el mercado de trabajo no se aproveche de la escasez de puestos de trabajo y la demanda desbordada existente.

  6. Robespierre, tienes razón en lo que comentas, pero la solución no empieza por quemar el barco. Es obvio que todas esas barbaridades se generan a diario, y muchas más y de mayor crueldad e injusticia. Pero creo que éste momento que vivimos, a pesar de las incertidumbres y dificultades, al menos da para pensar que algo puede cambiar.

    Por lo demás, a mi las barreras me motivan. Cuanto más complejo es el camino, más ganas me dan de apartarme de la senda de la sopa boba. Y no lo digo con desdén, sino con el ánimo de pensar que mi futuro y mi supervivencia dependen, al menos en parte de mí. Si no te gusta lo que has visto o padecido, cambiaté de orilla y demuestra que se pueden hacer las cosas de otro modo.

    Al final del camino, la vida resulta más simple de lo que parece, pues todo se reduce a dos opciones: vivir como quieren los demás, o vivir como quieres tú.

    Un cordial saludo

    Fran Romero
    Fuerza y Valor

  7. Fran, otro sí, sobre tu frase “Simplificando diría que, con el devenir de los tiempos, en éste país ha proliferado la idea de que el Estado es el depositario de la responsabilidad individual de supervivencia de cada ciudadano”, yo la parafrasearía diciendo: ”
    Simplificando diría que, con el devenir de los tiempos, en éste país ha proliferado la idea de que el Estado es el depositario de la responsabilidad Empresarial, cubriendo su mala gestión y mala praxis con ingentes cantidades de dinero público, sin pedir responsabilidades, sin modificar regulaciones y haciéndo caso omiso a los que sufren los “daños colaterales” que sin participar en la fiesta han sido los verdaderos damnificados”

  8. Hola Juan, por mi experiencia como orientador laboral me he encontrado un poco de todo: personas que se quedan en paro y al poco tiempo se están movilizando para encontrr otro empleo ya que”no pueden dejar de trabajar” y por otro lado, personas que agotan hasta el extremo las prestaciones, subsidios y otras ayudas municipales. Creo que en muchas ocasiones se trata de un tema de valores y actitudes, ya que en muchos de los casos la frase que más oigo es la de “no me dan trabajo”; hasta que no cambiemos la concepción de la búsqueda de empleo como una situación activa y no pasiva, tengo la impresión de que España va a ser líder de los funemployed, aunque tampoco es justo generalizar porque como ya decía más arriba hay muchísimas personas que estarían encantadas de estar trabajando y no en situación de desempleo.

    Saludos,
    Oliver

  9. Oliver, Fran:

    de verdad pensáis que con más de 4.000.000 de parados, es decir con la destrucción de más de 2.000.000 de puestos de trabajo vamos a poder encontrar empleo por mucho que lo busquemos? .
    Porqué no pensar en que la mayor parte de los parados son “gente normal”, con “aspiraciones normales”, con “principios o escala de valores normales” y que realmente están jodidos con ésta situación?.
    Mientras Papa Estado y, lo traslado a Europa, no se ponga las pilas modificando las reglas de juego que no han servido, y, poniendo las mismas ganas en establecer las posibilidades para que empiece a crearse empleo que las que ha puesto en salvar al sistema financiero y subvencionar a Empresarios “malos” en vez de dejarlos caer, cada vez más se irá imponiendo el descrédito de los politicos, que están para alimentar sueños creando ideas (esto es mio, lo juro!) y liderar los cambios. La Sociedad tiene miedo, se da cuenta que la engañan, no existe la ilusión y así no vamos a ningún lado.
    Vivo como quiero yo, Fran, rascándome la barriga y sin aportar nada a la Sociedad, ya que ésta me esta decepcionado demasiado, pero con la esperanza de que se produzcan grandes cambios, pero no me conformaré más con que todo siga igual ya que nada es igual.

  10. Hola Robespierre: de acuerdo contigo en que cuando hay tanta destrucción de empleo, éste no se consigue de un día para otro, y menos en el caso de pertenecer a sectores productivos que en la actualidad están por los suelos. Pero por otra parte, sinceramente, y aún compartiendo tus argumentos sobre el sistema que se ha venido abajo…¿Crees que rascándonos la barriga logramos algo? ¿Crees que con la queja permanente conseguimos empleo? Desde luego, 4 millones de parados no van a desaparecer de ayer a hoy, pero tenemos que ser nosotros los que cojamos el teléfono y no esperar a que nos llamen; lo que comentas de las ofertas que igualan lo que se cobra de paro, por desgracia, es muy habitual, pero piensa que puede llegar un momento en el cual no cobres prestación y no tengas con qué comparar. Si tienes un paro largo, de verdad de recomiendo que no lo agotes.

    Un abrazo,
    Oliver

  11. Hola Robespierre,

    Me da pena ver como se te llena la boca criticando los empresarios. Sólo comparto lo que dices para ciertas grandes empresas, que es verdad que lo hacen fatal.

    Sin embargo, el grueso empresarial en España son las pymes y autónomos, y te puedo garantizar por experiencia propia que trabajamos mucho más que el mejor de los empleados ( a los cuales tratamos de facilitar la vida y jamás desprendernos de ellos ni que nos dejen, hablando de los comprometidos claro) y que además nos quedamos en paro y sin subsidio si nos va mal.

    Me resulta cuanto menos jocoso que las personas que critican a empresarios son siempre trabajadores que necesitan de ellos para tener fuente de sustento.

    Dejando claro que el tono de este comentario es dialogante y con respeto, me gustaría aclarar lo que yo creo que es el centro de este post: El hambre agudiza el ingenio, y con prestaciones de paro tan elevadas en comparación con nuestros vecinos, cierta gente aprovechas los recobecos del sistema y cree que los dos años de paro se los tienen ganados sin ver que se perjudica el sistema.

    Por cierto, el grueso de la seguridad social y tributaciones vienen de las empresas y autónomos, no de la clase trabajadora.

    Un saludo

  12. Esoty contigo cabeza de ratón,

    cuando se me llena la boca hablando de Espec… digo Empresarios no me refiero a los luchadores, autónomos, pymes, y asalariados (ex-clase media) sino que los pongo frente a la nueva clase que ha surgido, las élites de los consejos y directivos. Por suerte no necesito de nadie para mi sustento, me basto sólo y con lo que tengo. Y hablo con conocimiento de causa pués he sido (cómo socio) empresario de una pyme, asalariado y actualmente parado pero con el futuro garantizado. Lo que no me gustan son las dos varas de medir, por ejemplo decir por un lado: “cierta gente aprovecha los recoVecos del sistema y crée que los dos años de paro se los tienen ganados sin ver que se perjudica el sistema” pero callarse que “ciertas Empresas aprovechan los recovecos del sistema sin ver que se perjudica el sistema (es decir a la sociedad)” y que exigen ayudas públicas, que la sociedad ahora asuma sus pérdidas cuando en época de bonanza no han invertido, se han embolsado los beneficios en vez de una pequeña parte repartirla en salarios, y aprovechan los recovecos para evitar cualquier forma de contribuir con sus impuestos.
    Echando la vista atrás, veo que ahora la gran masa social es mileurista y triunfa el Low-cost. La gente de mi alrededor no llega al dia 20 y tira de Visa y si las cosas hubiesen funcionado de forma más natural, sin tanta avaricia ni codicia, tendríamos un nivel semejante a Alemania, Francia, donde después de pagarlo todo cada mes una familia puede permitirse ir de cena, al cine, cambiar un electrodoméstico, es decir, hay un consumo que ahora hace falta aquí y no existe gracias al buen hacer de esos grandes empresarios. Ellos mismos se han cargado la gallina de los huevos de oro y, me preocupa, que sigan con el mismo raca-raca, sólo mirando a corto, con lo bien que les está yendo!

  13. Buenas noches:

    Sinceramente, creo que el tema es de una profundidad y densidad que no resulta fácil tratar aquí. Seguro que suscribiríamos muchas cosas de las que se han citado, y aún así, daría la sensación de que discrepamos en la totalidad. Por ello, prefiero no hacer más comentarios sobre éste asunto.

    Un saludo a todos

    Fran Romero
    Fuerza y Valor

  14. Creo que uno de los beneficios de las crisis es que nos vemos obligados a tomar las riendas de nuestra propia vida. Las crisis nos obligan a pensar.

    Para afrontar la crisis os dejó algunas reflexiones del I Ching (el libro de las mutaciones)

    1. Evita tomar decisiones extremas, ya que suelen conducir al error.
    2. Ante las situaciones de peligro, ni huyas ni actúes a la desesperada: debes calmarte y buscar soluciones nuevas.
    3. No provoques nunca una acción si no estás seguro de dominar sus consecuencias.
    4. Distingue cuál es el tiempo para el riesgo y cuál para la prudencia.
    5. Reconoce que el entusiasmo es el arma más poderosa para superar cualquier adversidad.
    6. Aprende que no basta con perseverar para lograr los objetivos, también hay que canalizar los esfuerzos en la dirección apropiada.

    La crítica al entorno, los empresarios… a pesar de tener mucho de real, no es más que una forma fácil de autojustificarnos; pero no va a solucionar nada. Lo mejor es salir de ese estado mental y hacerse cargo de la situación.

    Como dice mi gran amiga Isabel Simonet: “la crisis es humana, la solución también”.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s